Prince falleció hoy.

Prince, El símbolo, El artista, La leyenda, falleció hoy. Foto: Especial.
Prince, El símbolo, El artista, La leyenda, falleció hoy. Foto: Especial.

Prince falleció hoy.

Tenía 57 años y una gira a piano y voz en puerta.

Se encontraba en su casa – estudio de Minneapolis y en fecha reciente había organizado una fiesta allí mismo. Llevaba cerca de un mes combatiendo una gripe con complicaciones y había pospuesto una serie de conciertos tanto dentro como fuera de Minneapolis (ciudad que lo vio nacer), y ya estaba preparando sus memorias, justo para estrenarlas en el umbral de su sexta década. Su nombre era Prince Rogers Nelson, y fue el gran artista conocido simplemente como Prince.

El llamado genio de Minneapolis tuvo una tremenda carrera que inició en los años 70, coronando el éxito –y definiendo un sonido –durante los 80, para llenarse de situaciones extrañas, algunas provocadoras y rebeldes, otras simplemente inexplicables, durante los 90 y años 2000, para después bajar el ritmo y gozar del prestigio en sus últimos años de vida.

El símbolo que durante casi todos los noventa sustituiría a su nombre. Foto: Especial.
El símbolo que durante casi todos los noventa sustituiría a su nombre. Foto: Especial.

Se hallaba de igual forma preparando una gira por Europa, en compensación del tour que canceló debido a los atentados en Paris. La gira estaría acompañada únicamente por un piano de cola y su voz, siempre cadenciosa y apretada, y si todo salía bien, cerraría este tour en Estados Unidos dando paso a la publicación de sus memorias, las cuales, en palabras de su manager (y quien anunció el fallecimiento), nunca verán la luz.

Si bien al principio se manejaron algunos detalles de forma discreta, la noticia alcanzó matices trágicos cuando la policía de Minneapolis se apersonó en casa del artista, en el condado de Chanhassen, anunciando vía redes sociales que habían recibido una llamada de emergencia y estaban atendiendo a un “varón” que no estaba respirando. Se le aplicó resucitación cardiopulmonar (RCP) pero todo esfuerzo fue inútil. Fue Yvette Noel – Schure, su agente, la encargada de divulgar la noticia del fallecimiento a través de internet.

Su carrera es una de las más exitosas y pintorescas en la historia de la música. Discos como 1999 y Purple Rain definieron el conocido como “Sonido de Minneapolis”, y en medio de toda la locura noventera decidió volverse colorido en su vestimenta, cambiarse el nombre a un símbolo impronunciable y tatuarse la palabra “esclavo” como forma de protesta contra su disquera, que lo explotaba casi a cada minuto.

Prince performs during the halftime show at the Super Bowl XLI football game at Dolphin Stadium in Miami on Sunday, Feb. 4, 2007. (AP Photo/Chris O'Meara)
Prince performs during the halftime show at the Super Bowl XLI football game at Dolphin Stadium in Miami on Sunday, Feb. 4, 2007. (AP Photo/Chris O’Meara)

Prince fue un artista camaleónico no solo en su apariencia, sino también en su nombre: “El enano de Minneapolis”, “El artista”, “Símbolo”, y “TAFKAP (The Artist Formerly Known As Prince)” fueron tan solo unos de sus tantos seudónimos con los que puso a prueba su fama y desafió la relación con su disquera, Warner, la cual lo tuvo bajo un contrato “esclavizante” y que, en cierta medida le hizo redirigir su concepto varias veces. Problemas emocionales por la muerte de su hijo recién nacido, giras extenuantes, set lists indeseables en discos e incluso intentos de suicidio orillaron a Prince a cambiar su nombre, a tatuarse el rostro y a volverse experimental y hasta extenuante en varios de sus discos, lo que provocó reacciones de extrañeza y rechazo entre los medios de la prensa especializada.

Sin embargo, pasando la década del 2000 y después de su salida de Warner, Prince disfrutó de un segundo aire, siendo incluido en el Salón de la Fama del Rock n’ Roll en 2004 y editando discos que lo retornaron a las listas de popularidad y que le hicieron tener uno de los tours más vistos a nivel mundial, culminando con su afamada presentación en el Super Bowl XLI.

Prince, uno de los músicos más geniales y propositivos, dejó este mundo en la mañana del día de hoy jueves 21 de abril de 2016, dejando, al igual que sus colegas David Bowie y Lemmy Kilmister, un vacío devastador en el mundo de la música. Descanse en paz.

#TaWueno.

Comments

comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *